Mejores seguros para empresa – Ranking 2019, tipos y recomendaciones

Asegurar tu empresa o tu negocio con una póliza ajustada y exclusiva para cubrir con tus necesidades, los imprevistos y las situaciones más habituales de riesgo es muy buena idea; emprender o mantener un negocio sin el respaldo de una póliza adecuada no es tan recomendable, salvo que no te importe asumir muchos riesgos.

Los seguros para empresas hace décadas que están incluidos en las principales compañías aseguradoras para dar respuesta ajustada a las necesidades de los empresarios. Sin embargo, los seguros de hace solo un par de décadas poco tienen que ver con los actuales. ¿Por qué? Porque tampoco las empresas de hoy son como las de antes y la puesta al día en asistencias, servicios y coberturas es esencial para poder ofrecer utilidad a los asegurados.

Mejores seguros para empresas ranking 2019
Mejores seguros para empresas ranking 2019

Incendios, robos, pérdidas de productos… pero también reclamaciones de clientes o ciberataques, las coberturas relacionadas con el sector empresarial son muchas y de muy distinto índole por lo que merece la pena prestar atención a esta contratación antes de firmar pólizas incompletas o conformarse con seguros demasiado generales o poco actuales.

Tanto si tienes muy claro que necesitas un seguro para tu compañía como si lo has oído recomendar, pero crees que no es una necesidad para ti es mejor que sigas leyendo esta guía que resuelve dudas y te ofrece información completa –incluyendo las novedades- sobre el sector de los seguros para empresas, analizando las principales pólizas. Empecemos por ver los mejores seguros para empresas, pero no te pierdas información complementaria, como que seguros son obligatorios, consejos para contratar y mucho más.

Los mejores seguros para empresa

Son muchas las aseguradoras que ofrecen productos específicos para empresas, hemos seleccionado los mejores y esta es nuestra recomendación:

Seguros para empresas de Zurich – Especial para pymes

La oferta de Zurich para empresas es rica y flexible por lo que es una de las mejores del sector. Por una parte es posible elegir según tu negocio sea pyme, gran empresa o seas un trabajador autónomo. Luego, es posible diseñar una póliza a medida de acuerdo con las coberturas, asistencias y servicios que te interesen por la naturaleza de tu negocio y tus preferencias.

La protección civil es básica en los productos Zurich para empresas, pero también se incluyen coberturas complementarias pero necesarias, como robo o incendio. No falta la posibilidad de contratar seguros que transfieran tu responsabilidad o el pago de indemnizaciones a terceros y empleados. La asistencia informática destaca en las pólizas de Zurich especialmente interesante para profesionales con negocios o comercios o trabajadores autónomos.

Seguros para empresas de Mapfre – Máxima protección

La variedad de servicios es el punto fuerte del catálogo de pólizas que MAPFRE ha diseñado para empresas. Una oferta que va de menos a más, pero que no se deja en el tintero ni las necesidades de los más pequeños ni tampoco de las grandes compañías. Los emprendedores ocupan un lugar privilegiado en este escenario.

MAPFRE ofrece total protección y máxima especialización y a juzgar por las opiniones de sus clientes y por la amplia oferta que presentan es una realidad. Destaca también la apuesta de la compañía aseguradora por la actualidad y la mejora constante, lo que les permite tener nuevas asistencias y coberturas para sus titulares a menudo.

Seguros para empresas de Allianz – Coberturas básicas y sencillas

La gama de Allianz para la empresa es completa y muy ajustada a lo más demandado por el sector empresarial, ofrece seguros muy pegados a la demanda de las compañías en todos sus tamaños, sectores y las diferentes naturalezas.

Si estás buscando una póliza sencilla, pero completa para un negocio personal, échale un vistazo a la propuesta de Allianz: Negocio Plus que ofrece un paquete de coberturas pensadas para hacer frente a las principales eventualidades detectadas en los diferentes sectores. Es un producto fácil de contratar y que permite una adaptación de alto grado en prima y servicios.

Seguros para empresas de Santa Lucía – Tipos de empresas específicos

Segurocompras o SeguroOcio son dos de las pólizas específicas que se contratan en Santa Lucía para empresas. Se trata de seguros completos y ya diseñados para responder a las necesidades comunes a los sectores a los que pertenecen. Para Santa Lucía las dos coberturas más importantes son la de Responsabilidad Civil y la de Accidentes que son básicas y están incluidas en todos sus productos de esta sección.

La gran baza de Santa Lucía es ofrecer seguros especializados para empresas del ámbito industrial, la explotación agrícola, la venta al consumidor y el ocio, turismo, salud y sector servicios. Son pólizas con experiencia y de gran eficacia donde la compañía ha volcado años de trabajo y dedicación a sus clientes.

Destacan por responder con productos que en sus versiones más básicas ya son muy completos y detallados al  estar muy enfocados a negocios concretos como un gimnasio, una tienda, un bar o una explotación agrícola. Son una referencia interesante para los emprendedores que aún no sean capaces de anticipar sus necesidades de protección.

Seguros para empresas de Generali – Buena combinación de riesgos

En este caso Generali redobla sus esfuerzos para garantizar seguridad a los empresarios. Multiriesgos, Seguros de Vida Colectivos… si buscas pólizas concretas y tienes claras cuáles son las necesidades de protección de tu compañía, merece la pena conocer las ofertas que Generali plantea para el sector.

El asesoramiento y la respuesta altamente especializada en muchos tipos de empresas y negocios son puntos fuertes para los clientes de Generali. La compañía trabaja en una actualización constante de su gama de productos para empresas al hilo de las necesidades más novedosas.

Hasta aquí los mejores seguros para empresas. Ahora bien, para que no cometas errores y guiarte en tu elección vamos a definir todos los conceptos que necesitas en esta guía. Empecemos por señalar que la naturaleza de tu empresa, el sector al que pertenezca y sus características particulares son esenciales para determinar qué seguros son obligatorios para cada caso, cuáles muy convenientes y qué pólizas solo recomendables.

¿Hay seguros obligatorios para las empresas?

A menudo, la primera duda que nos asalta como empresarios es si existe una obligación legal de contratar una póliza de seguro para iniciarte en tu actividad empresarial. ¿Las empresas necesitan un seguro? La realidad es en que en casi todos los casos la respuesta es sí; sin embargo, si la pregunta es: ¿necesitan todas las empresas la misma póliza? La respuesta es justo la contraria: casi nunca es buena idea contratar un seguro general para tu empresa.

Antes de seguir, es imprescindible aclarar que no existe una normativa general para todas las empresas que haga necesario y obligatorio contratar un seguro. El ejemplo más sencillo es pensar en un coche: todos los coches sí necesitan de manera obligatoria –como contempla la Ley de Circulación Española- un seguro a tercero para que los podamos usar. ¿Ocurre lo mismo con las empresas? No, no hay una normativa de aplicación como en el caso de los vehículos. Significa entonces que no hay seguros obligatorios para las empresas, no exactamente.

Para montar una empresa, por tanto, no es necesario suscribir una póliza, sin embargo, hay en el sector asegurador seguros de empresa que están indicados precisamente para cubrir riesgos a los que de forma más o menos intensa están expuestas todas las empresas. Dentro de este tipo de instrumentos se diferencian dos grandes tipos: los seguros para negocios y los seguros multiriesgo. Merece la pena abordarlos de forma independiente para que puedas comprender su naturaleza, para qué son recomendados y sus ventajas.

Seguros para negocios

Inundaciones, fuegos, robos… Todos los negocios afrontan una serie de riesgos que sin bien no son habituales pueden presentarse de manera fortuita, pero cuyas consecuencias pueden ser nefastas para la empresa por las graves pérdidas económicas o materiales, incluso humanas, que pueden acarrear.

Los seguros para negocios buscan cubrir los imprevistos que se presentan en una empresa y que incluso llegan a suponer el cese de la actividad de la manera más abrupta y ruinosa que puedas suponer. En este sentido los expertos recuerdan que un seguro de este tipo es la mejor forma de proteger tus intereses como empresario y asegurarte que a pesar de los imprevistos, tu negocio seguirá funcionando.

A las coberturas clásicas y generales de los Seguros para negocios se pueden incorporar otras más específicas para conseguir una póliza realmente exclusiva que responda a tus necesidades concretas y a las de tu negocio. De esta forma es posible proteger la maquinaria del negocio, la mercancía o el género para que nunca debas paralizar tu actividad. Incluso es interesante que sepas que existe la posibilidad de cubrir el dinero que dejas de ganar hasta que recuperes, por ejemplo, tu maquinaria después de sufrir un incendio.

Seguro Multirriesgo

Para las pymes, empresas con más de 250 empleados y grandes facturaciones: hay una oferta concreta de seguros que se denominan multirriesgo. Como en el caso del seguro de negocio o comercio, cubren los clásicos imprevistos que todos imaginamos y que se asemejan a los de nuestra propia casa: robos, inundaciones o incendios entre otros.

Las compañías diseñan pólizas multirriesgo basadas en la experiencia propia y de sus asegurados, lo que les permite adelantarse a las necesidades del sector y cubrir los riesgos más evidentes, pero también aquellos que suelen pasar desapercibidos hasta por los propios empresarios hasta que se presentan y aparecen las graves dificultades y consecuencias.

Gastos de extinción, reposición de documentos, reposición de planos, patrones, diseños, moldes y matrices; gastos y honorarios de peritos; traslado de contenido, alquiler de un local y pérdida de alquileres… son los asistencias más habituales e incluidas en los seguros multirriesgo. Ten en cuenta además que este tipo de pólizas están en constante actualización por lo que interesa escuchar sus propuestas, también para coberturas extras para poder valorar si son o no necesarias para tu compañía.

Fuera de estos seguros generales para empresas, pero en los que puedes incluir coberturas siempre específicas para confeccionar tu póliza exclusiva. Están otros seguros mucho más concretos porque cubren parte de tu empresa y que son más o menos obligatorios, recomendados o interesantes según la naturaleza de tu negocio. En todos los casos es importante que los conozcas y no los pases por alto para no equivocarte.

Seguros obligatorios para empresas, según el tipo de negocio

Ya ha quedado claro que para dar de alta en el registro tu empresa no necesitas tener una póliza de seguro de empresas como tal y de forma general. Sin embargo, sí hay empresas que por su naturaleza o sus características sí necesitan tener seguros por ejemplo para sus coches, sus empleados o por los materiales o materias primas que manipulan o comercializan. En este sentido se habla de seguros obligatorios para las empresas y son los que las compañías comercializan como seguros específicos para empresas.

Seguros para vehículos

Los seguros para vehículos son necesarios en las empresas que efectivamente tienen la titularidad de sus propios transportes. Hay muchos tipos de empresas con esta necesidad que tienen flotas de vehículos entre sus activos. Es el caso de las empresas de transportes de personas o mercancías, pero también hay empresas dedicadas a muchas otras cosas que tienen coches de empresa para sus clientes, sus directivos o sus trabajadores.

Cualquier vehículo de empresa necesita su propio seguro y este tipo de pólizas se comercializa como seguros para coches o transporte de empresas para ofrecerles coberturas, asistencias y servicios adaptados.

Seguros de responsabilidad civil

La responsabilidad sobre los daños materiales o personales que se causen a terceros se cubre con seguros de responsabilidad civil. Aunque no seas empresario tendrás referencias de este tipo de seguro porque es el mínimo que se exige en España a cualquier vehículo a motor para poder circular y es también fundamental en muchos tipos de empresas por el tipo de servicios que prestan. Las denominadas profesiones liberales y un gran número de profesionales por cuenta propia –autónomos- también necesitan un seguro de responsabilidad civil para ejercer con seguridad y protección sus actividades laborales.

El seguro de responsabilidad civil aplicado a empresas o trabajadores autónomos garantiza la máxima protección frente a reclamaciones de terceros en cualquier sector, incluyendo actividades profesionales, recreativas y de ocio.

Abogados, arquitectos, contratistas, constructores y muchos profesionales de la rama de la salud contratan pólizas adaptadas a sus necesidades y que les permiten ejercer su labor con mayor libertad y sin temor a que las reclamaciones de sus clientes, les puedan arruinar para siempre.

Seguros de accidentes

Muchas empresas tienen riesgo elevado de que sus empleados sufran accidentes derivados de sus obligaciones laborales o en el ejercicio de las mismas. Las empresas se preocupan por tener cubiertas estas situaciones para sus empleados a través de pólizas específicas.

El sector industrial y el empresarial necesitan de seguros de accidentes para cubrir las consecuencias de accidentes como la invalidez permanente, fallecimiento, incapacidad profesional, invalidez permanente o gran invalidez de sus empleados.

Seguros recomendados para empresas según el tipo de negocio

Hay algunos seguros o coberturas concretas que sí bien no son obligatorias ni altamente recomendables en todos los casos, sí son interesantes para valorar en situaciones concretas para evitar gastos o grandes pérdidas, o para aquellas empresas que aspiran a la excelencia en todos sus aspectos, incluido el cuidado de sus recursos humanos.

Seguros para empleados

Hay un buen conjunto de seguros que las empresas contratan para sus empleados como parte de las ventajas que les ofrecen como parte de su plantilla. Este tipo de pólizas se suelen ofrecer a los asalariados como una ventaja adicional a su puesto como una ventaja o beneficios social al margen del sueldo.

Actualmente en un mercado laboral flexible y muy poco estable, retener el talento no es tarea tan sencilla como advierten muchas grandes compañías. Precisamente los seguros colectivos para empleados son interesantes herramientas para las empresas que quieren evitar la fuga de cerebros en sus filas.

Los seguros de salud, los de vida o los de ahorro e inversión son los seguros colectivos para empleados más populares y demandados en España. Resultan mejoras muy interesantes para los trabajadores que están sopesando una nueva oferta de empleo o un cambio de empresa por ejemplo.

Seguro de transporte de mercancías

Los transportistas autónomos  y las empresas dedicadas al transporte de mercancías son los destinatarios de los seguros de transporte de mercancías. Hay una gran variedad de pólizas en este campo para poder ofrecer a los interesados primas ajustadas con las coberturas necesarias en cada caso.

Los seguros de transporte de mercancías ofrecen diferentes grados de coberturas desde pólizas básicas y sencillas, hasta completas pólizas donde las mercancías más particulares por peligrosas, valiosas o difíciles de transportar encuentran su protección adecuada para tranquilidad de las empresas que se encargan de su movilidad.

El caso de los autónomos: seguros para trabajadores por cuenta propia

Los trabajadores por cuenta propia constituyen un sector propio. Aunque en principio algunos de los seguros previstos para empresas podrían contratarse por estos colectivos es importante saber que las grandes aseguradoras configuran productos de protección concretos para cubrir las necesidades de los autónomos.

Trabajar como autónomo tiene sus propias ventajas, pero también entraña riesgos importantes que en muchos casos pueden minimizarse con seguros adecuados para cada caso. La oferta es amplia por lo que el trabajo de un gestor o una correduría de seguros resultan en este escenario especialmente interesante.

Una de las grandes ventajas de los seguros exclusivos para autónomos es su flexibilidad, unido a primas económicas muy ventajosas. Los seguros de protección para autónomos se encargan especialmente de dar respuesta a uno de los miedos más acuciantes en el colectivo: ¿Qué pasa si tengo que dejar de trabajar?

Con un seguro de protección para autónomos el trabajador controla esa temida situación de enfermedad, imprevistos… que le impidan trabajar, es posible proteger estos casos en un seguro y acordar indemnizaciones económicas o pagos concretos para cada uno de los casos.

¿Los emprendedores necesitan seguros para sus negocios?

Si has decidido a emprender y montar tu propia empresa, enhorabuena y tenemos buenas noticias para ti: hay seguros específicos para tu caso y para cubrir necesidades muy concretas percibidas ya en tu sector empresarial por las compañías de seguros.

Antes de que te desanimes y pienses en el seguro para tu empresa como una gasto más –lo que menos necesita un emprendedor- valora contabilizarlo como una inversión, siempre que contrates la póliza adecuada y te centres en seleccionar las asistencias que de forma concreta necesita tu tipo de emprendimiento.

De acuerdo con la popularidad entre los propios emprendedores, las coberturas más demandadas son las que se encargan de atender las reclamaciones de terceros por actividad profesional o privada, las que cubren daños materiales en maquinaria, equipamientos y/o local; las indemnizaciones previstas para la pérdida de ingresos por cierre temporal del negocio o la sustitución de maquinaria.

Los últimos en llegar: seguros de ciberriesgos

Antes de que te equivoques saltándote este párrafo sobre los seguros de ciberriesgos, es importante que sepas que hoy es rara la empresa que no necesita este tipo de póliza. En un mundo donde la tecnología y el mundo virtual son ya cotidianos, las compañías con independencia del sector al que se dediquen o su tamaño deben valorar protegerse contra los ataques cibernéticos pues es complicado que no estén expuestos a ellos.

Los riesgos empresariales relacionados con la innovación y las nuevas tecnologías tienen la peculiaridad de ser intangibles, no se trata de algo material a valorar como el personal, la materia prima o la maquinaria de una empresa; sin embargo, la realidad es que las pérdidas pueden ser muy, muy importantes y muy tangibles, cuando el ataque se perpetra y no estás preparado.

La clave para contratar un seguro de ciberriesgos es asesorarse de forma cuidad y profesional, especialmente si es un tema que escapa un poco a tus competencias. En este contexto el consejo de una correduría es una herramienta que no deberías despreciar o más pronto que tarde vas a arrepentirte por haber pensado que esto de la innovación y la tecnología no era un riesgo para ti.

Las pólizas de ciberriesgos son ya hoy muy variadas y ofrecen protección a diferentes grados para dar respuesta a las necesidades de todos los empresarios, destacan algunas coberturas que pueden, por lo general, incluirse o no en una póliza de esta naturaleza. Debes elegir de acuerdo con tu caso siempre.

  • Robo de datos

Protegerse frente al robo de datos es inteligente y es una forma de ahorrar, cuando la peor de las situaciones se presenta. Con la Ley de Protección de Datos (LOPD) –aprobada en diciembre de 2018- la responsabilidad de la empresa sobre la información confidencial que guarda de sus clientes y/o proveedores es máxima, convirtiéndose en un valioso activo empresarial.

Un robo de este tipo de información ampliamente sensible y siempre confidencial puede suponer un imprevisto económico tan importante que podría llevarte a la ruina, si no cuentas con el respaldo de una compañía de seguros que cubra tus responsabilidades y posibles pérdidas económicas.

  • Reputación digital

La reputación de una empresa también tiene vertiente virtual o electrónica que exige protección y cuidado para no tener que afrontar en solitario problemas de acoso y extorsión cibernética. Se suele ofrecer cubrir los perjuicios además que se puedan causar a terceros y empleados.

  • Daños informáticos

Si un virus se instala en tu red de empresa, el problema se puede agravar hasta hacerte cerrar el negocio y como mínimo te hará perder horas y le restará rentabilidad a tu empresa. En estos casos es necesario detectar y limpiar el virus, restaurar los servidores, el software afectado y/o los equipos, acceder a las copias de seguridad… y un largo etcétera de tareas que pueden llegar a obligarte a cerrar temporalmente hasta que todo vuelva a estar en orden.

Es posible contratar un seguro que cubra este escenario y te proteja contra las pérdidas económicas de este tipo de situaciones. Además de ofrecerte la asistencia tecnología que precisas y de la forma más inmediata posible para restaurar la normalidad.

  • Asesoría legal

La consulta legal por teléfono y/o de manera presencial, además de la asistencia jurídica con expertos en derecho tecnológico, ciberdelitos y protección de datos para cubrir con la LOPD es una asistencia muy valorada y habitual dentro de las pólizas de ciberriesgos.

Compañías de reputación como MAPFRE, Catalana Occidente o Axa tienen en su catálogo de pólizas Seguros de Ciberriesgos como un  recurso a disposición de empresas y autónomos que sean previsores con este importante riesgo de este siglo.

Conclusiones para buscar los mejores para tu empresa

Queda claro que el de las empresas no es un sector asegurador falto de variables, por eso, si has leído esta guía y aún te quedan dudas, te recordamos y resumimos a modo de conclusiones,  los 4 consejos que no debes dejar nunca a un lado para no fallar en tu búsqueda del mejor seguro para tu empresa.

  • Atención a dejarte llevar por ofertas que por básicas o por ser demasiado específicas o completas no siempre son la mejor opción para tu empresa. Antes de cerrar el seguro, confirma que sabes lo que estás asegurando de tu empresa y lo que no.
  • Recuerda comprobar qué seguros sí son obligatorios para tu tipo de empresa y no escatimes en ese tipo de pólizas o te saldrá más caro a corto plazo.
  • Busca el consejo profesional en seguros para tu empresa, especialmente si eres emprendedor o cambias de tipo de negocio, ahorrarás tiempo y conseguirás pólizas más ajustadas en coberturas y primas.
  • No ignores la protección contra ciberataques y ahonda en sus coberturas, es difícil que no te interese algunas de las variantes que se comercializan hoy.

Cuando finalmente tomes la decisión de buscar un seguro o varios para cubrir las necesidades de protección de tu empresa o negocio, paso que deberías de incluir en tu plan de negocio desde el minuto cero, te aconsejamos que hagas una valoración personal del mercado y tus necesidades para empezar.

Sin embargo, no dejes de contraponer o mejor, completar tus conclusiones o pólizas finalistas para asegurar tu negocio, con las propuestas y asesoramiento profesional que nuestra correduría de seguros te ofrece en exclusiva y de forma totalmente personalizada.

Contacta ya con nosotros o déjanos un mensaje. No olvides que igual que tú has descubierto interesantes tips e informaciones clave para asegurar tu empresa, otros en tu entorno en semejante situación a la tuya o colegas empresarios del sector también pueden beneficiarse de la lectura de esta esta publicación que puedes compartirles y recomendarles.

Valóranos

Compártenos en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.