Guía del seguro para perros de caza

La caza es una de las actividades relacionadas con la naturaleza más practicadas en nuestro país, especialmente en el mundo rural, y mueve en su conjunto cientos de millones de euros al año. En 2012, según la Real Federación Española de Caza, había en España más de 800.000 cazadores y, calculando que cada uno llevaba consigo unos 3 o 4 perros, se estimó que había cerca de 2.400.000 perros destinados a la actividad cinegética. Una cifra que se completaba con un cálculo del dinero que cada cazador gastaba anualmente en su perro, arrojando una generosa cifra global para toda España de más de 400 millones de euros solo en gastos para la atención a los caninos.

Seguro para perros de caza
Seguro para perros de caza

Cuáles son las principales razas de perros de caza

Cada una de estas razas de perros está especializada en un tipo de caza y tienen diferentes utilidades dependiendo del tipo de presa que persigan. Algunas, como el Setter inglés o el Spaniel son las más adecuadas para el trabajo de encontrar y levantar las aves para que el cazador pueda disparar, mientras que otras como los Terrier están especializadas en la caza en madrigueras de pequeños mamíferos. Listamos a continuación las principales razas de perros de caza más utilizadas en España:

  • Sabuesos
  • Lebreles
  • Terrier
  • Galgos
  • Podencos
  • Braco alemán
  • Beagle
  • Pointer
  • Setter inglés
  • Retriever
  • Perros de agua

¿A qué riesgos se exponen los perros de caza?

Es obvio que la caza no es una actividad exenta de riesgos. La mezcla de animales, armas, zonas montañosas o de difícil acceso y grupos grandes de personas puede resultar muy peligrosa si no se toman las precauciones adecuadas. De hecho, la legislación obliga a que todos los cazadores dispongan de un seguro de Responsabilidad Civil que cubra los daños a terceros en el ejercicio de la caza.

Seguros para perros de caza
Seguros de responsabilidad civil para caza

En el caso de los perros, el seguro no tiene carácter obligatorio pero si es muy recomendable y una buena parte de los cazadores ya lo tienen contratado. Sin embargo, además de las pólizas de Responsabilidad Civil, las aseguradoras ofrecen seguros que cubren otros riesgos a los que están expuestos los perros de caza como:

  • Heridas causadas por otros animales salvajes.
  • Accidentes durante el translado o por disparos producidos en las cacerrías.
  • Contagio de enfermedades, algunas de ellas muy graves, por mordeduras de otros animales, por contacto directo con carnes contaminadas o por contacto directo con animales salvajes infectados. En este último caso, enfermedades como la sarna o la tiña pueden ser especialmente virulentas.
  • Muerte del perro por ahogamiento o por cualquiera de los motivos anteriores.
  • Robo o extravío.

Los principales problemas de salud en los perros de caza

Listamos a continuación algunas de las principales enfermedades a las que están expuestos los perros de caza y para las que son imprescindibles los cuidados de un veterinario especialista, pues algunas de ellas pueden resultar muy graves e incluso mortales:

  • Infecciones por heridas y mordeduras de otros animales: Los perros que cazan en madrigueras están especialmente expuestos a ataques de zorros, tejones y otros mamíferos.
  • Hidatidosis: causada por un parásito que afecta especialmente al intestino delgado de los perros. Puede contagiarse a los humanos, generando quistes en órganos importantes como los pulmones o el hígado, por lo que conviene investigarla y tratarla con rapidez.
  • Leptospirosis: de origen bacteriano, se transmite principalmente por contacto con roedores o por el consumo de agua contaminada. Puede afectar a órganos importantes, como los riñones y el hígado, y es importante detectarla a tiempo para que sus síntomas, especialmente en perros débiles, no se agraven.
  • Enfermedad de Aujeszky: es una enfermedad vírica que puede contagiar a los perros al consumir carne cruda de jabalí contaminado.
  • Leishmaniosis: Causada por un parásito que ataca diversos órganos internos del animal y que puede transmitirse a los humanos. Se la conoce como la enfermedad del mosquito porque se transmite a través de una especie concreta llamada Flebotomo.
  • Sarna: producida por los ácaros. Es bastante común y uno de sus principales síntomas es la pérdida del pelo y los intensos picores.
  • Tiña: También produce la caída del pelo del animal, aunque está causada por hongos. Su tratamiento es más duradero y es importante que exista un seguimiento veterinario para comprobar su evolución.
  • Garrapatas y pulgas: Pudiendo estos insectos transmitir enfermedades críticas, llegando incluso a crear auténticas epidemias.
  • Rabia: Es una enfermedad prácticamente erradicada aunque la vacunación contra ella es obligatoria.

¿Qué debes tener en cuenta a la hora de contratar un seguro para tus perros de caza?

Cada aseguradora puede proponer diferentes condiciones para asegurar perros de caza, pero existen algunas características que tienes que tener presentes a la hora de elegir una buena póliza para tu compañero canino:

  • La raza – Dependiendo de la raza de tu perro variarán sus condiciones de salud, su esperanza de vida, su predisposición a sufrir enfermedades y otros condicionantes biológicos.
  • Los espacios de caza – Un perro que corra por campo abierto no estará expuesto a los mismos riesgos que uno que lo haga por zonas muy escarpadas o por espacios pantanosos y cenagales. Por ello, es necesario valorar estos peligros.
  • La cantidad de perros a asegurar y su valor – En la caza gozan de un gran prestigio los perros bien entrenados que responden sin errores a las órdenes de sus propietarios. Estos perros, inteligentes y muy codiciados, tienen también un gran valor económico, lo cual influirá en la contratación de un seguro para ellos.
  • Los traslados – Es importante conocer las condiciones en las que trasladarán los perros desde su lugar de origen hasta el lugar de caza. En este sentido, es importante cumplir con todas las normativas relativas al transporte de animales.
  • Sus condiciones de vida – El espacio en el que van a vivir, si estarán en compañía de otras personas o animales, si convivirán con menores, su alimentación, sus espacios para entrenamientos, etc; todo ello son condicionantes a tener en cuenta para el correcto cuidado de tu perro.
  • El territorio en el que se va a cazar – Es frecuente que algunos cazadores viajen a otros países para cazar nuevas especies. A la hora de contratar un seguro es fundamental conocer cuál será el territorio en el que la póliza puede cubrirnos en caso de accidente.
  • Los servicios veterinarios – Algunas sociedades y agrupaciones de caza ofrecen a sus afiliados ventajas en los tratamientos médicos de sus perros. Otros disponen de seguros generales para sus animales que cubren, con mayores o menores prestaciones, los servicios veterinarios que pueda necesitar el animal. En el caso de los perros de caza este asunto es especialmente importante, puesto que los canes están expuestos a sufrir lesiones y contagiarse numerosas enfermedades durante las cacerías como las que hemos mencionado más arriba.

No dudes en consultar nuestra guía del seguro para perros peligrosos si usas alguna especie potencialmente agresiva en la caza, conoce todas las razas, sus consideraciones y los aspectos legales relacionados con las mismas.

Si quieres contarnos tu experiencia o quieres que otros conozcan algunos consejos personales u otros datos necesarios para contratar un seguro para perros de caza, no lo dudes, ¡comenta y comparte!

Guía del seguro para perros de caza
5 100% 5 votos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.