Guía para estudiar en Australia

Australia es uno de los mejores países del mundo para estudiar. No lo decimos nosotros, sino numerosos organismos como la OCDE o medios de comunicación como la revista Time, que afirman que Australia y sus principales ciudades ocupan los puestos más altos del ranking en lo que respecta a niveles de calidad de vida.

Guía para estudiar en Australia
Guía para estudiar en Australia

Australia, a pesar de ser una de las zonas más alejadas del planeta para los españoles, es uno de los destinos más buscados por los ciudadanos de nuestro país para emprender una aventura en busca de formación académica y posteriormente optar a trabajos mejor remunerados. Es también uno de los destinos más demandados para estudiar inglés y, además, las numerosas oportunidades laborales de este país hacen que muchos españoles decidan quedarse una vez acabados sus estudios.

Por todo ello, en esta guía hablamos de todos los aspectos que debes tener en cuenta si estás pensando emigrar para estudiar en Australia. Si estás interesado en formarte sobre cualquier materia en uno de los países más avanzados del planeta, en aprender inglés y en conocer a gente de todo el mundo esta es tu guía.

Eso si, te avisamos de que este trabajo contiene una enorme cantidad de información y es bastante extenso. Tienes todos nuestros ánimos si decides leértelo entero de un solo tirón, pero si no, este menú puede resultarte muy útil para encontrar la información que buscas:

Temas que se tratan en esta publicación

Las grandes cifras para entender Australia

Principales ciudades de Australia que atraen estudiantes

Australia es un país enorme. De hecho, además de un país, se considera también un continente junto al resto de islas que la rodean, como Nueva Zelanda, Papúa Nueva Guinea o Vanuatu. Como consecuencia de ello, Australia es uno de los países con menos densidad de población del mundo. Incluso tiene en su interior zonas desérticas en las que no vive nadie. Cerca del 80% de la población del país se concentra en las grandes metrópolis.

Australia acabó 2015 con una población de 23.781.169 personas, lo que supone un incremento de 167.169 habitantes respecto a 2014. También aumentó considerablemente la cifra de estudiantes de todos los niveles matriculados en Australia entre 2014 y 2015. Según el Australian Bureau of Statistics, en 2015 había en el país 3.750.973 estudiantes.

Una de las curiosidades de Australia es que su capital, Canberra, no es la ciudad más grande del país, sino que ocupa el octavo puesto en cuanto a población. Las cinco ciudades principales son, según su número de habitantes: Sydney, Melbourne, Brisbane, Perth y Adelaide. Son, por ello, las ciudades del país que más estudiantes atraen. Especialmente las de la costa este, Sydney, Melbourne, Brisbane y Adelaida. Perth se encuentra en la costa oeste, muy alejada de todas ellas, aunque también tiene una comunidad de españoles, muchos de ellos estudiantes universitarios.

Principales recursos económicos de Australia que demandan estudiantes

Australia es una economía poderosa en la que apenas se dejó sentir la recesión económica que afectó especialmente a Estados Unidos y a Europa desde el año 2008. La mayor potencia de Oceanía viene experimentando en los últimos años una transición económica reduciendo las cifras de comercio de su mayor sector, el de los minerales, y enfocándose hacia otros sectores como el turismo, las actividades agrícolas y ganaderas (producción de lácteos y carnes de bovino) y la educación, que está adquiriendo una gran importancia en su relación con otros países, proyectando la carrera de investigadores y estudiantes. Todo ello sin dejar de lado otro de los grandes motores de la economía australiana, el sector servicios.

Estos dos últimos sectores son las dos grandes oportunidades laborales para los estudiantes que llegan a Australia. Todas las actividades relacionadas con la educación (academias, universidades, colegios mayores, clases particulares, enseñanzas de idiomas, etc.) y las del sector servicios (comercio, ocio, restauración, actividades deportivas, turismo) son puertas abiertas para la incorporación de estudiantes al mercado australiano.

Actualmente Australia tiene una tasa de paro del 5,7%, una cifra notablemente baja y que continúa una tendencia decreciente año tras año. Por ello las posibilidades para los estudiantes que llegan a Australia no parecen tener fin. Muchos utilizan un pequeño empleo a tiempo parcial para completar sus horas de estudio durante la semana. Más abajo hablaremos de las posibilidades de trabajo para estudiantes en Australia, pero debes tener claro que en Australia no escasean las oportunidades laborales.

Población de Australia y su relación con los estudiantes

Como decíamos antes, la población australiana es muy heterogénea. Desde las poblaciones de aborígenes que llevan varios miles de años ocupando el territorio hasta las familias de emigrantes que llegaron entre los siglos XVIII y XIX. Y por supuesto, los inmigrantes de las últimas décadas entre los que se encuentran nutridos grupos de españoles. Los británicos eran la población extranjera más abundante, aunque en los últimos años su presencia ha disminuido.

Australia mira ahora hacia Asia, y además de implementar tratados de negocios con países como China, Japón o Singapur, se espera que muchos turistas extranjeros comiencen a venir desde estos países.

La ventaja de este mestizaje cultural es que los estudiantes que llegan a Australia para formarse encuentran a personas en su misma situación llegadas desde todas partes del mundo. Las ciudades australianas acaban siendo un gran centro de reunión de estudiantes de muy diversas procedencias, lo cual favorece tanto la formación académica como el propio crecimiento personal.

IDH en Australia

La sigla IDH responde a Índice de Desarrollo Humano. Esta cifra establece una clasificación por países en base a tres grandes factores: la esperanza de vida al nacer, la medida del PIB per cápita y los parámetros educativos, que valoran la tasa de alfabetización en adultos combinada con la media de matriculación en enseñanzas inferiores y medias.

Con todas estas medidas, Australia ocupa el segundo puesto en la lista de países ordenados según su Índice de Desarrollo Humano. Mantiene una cifra altísima, 0,935, que tan solo supera Noruega.

El sistema educativo australiano, del que hablaremos en el siguiente punto, es uno de los pilares más sólidos de la sociedad australiana.

¿Por qué estudiar en Australia?

Ha quedado claro que Australia es un gran destino para los estudiantes que buscan una formación de calidad. Por eso, entramos ya en materia y analizamos a continuación los aspectos básicos del sistema educativo de este país y los principales centros universitarios para estudiar.

El sistema educativo australiano

Lo cierto es que el sistema educativo de Australia es bastante similar al de otros países como España. La educación es competencia de cada uno de los seis estados (y dos territorios) en los que se divide el país. Por ello, en algunos casos hay diferencias en la legislación educativa entre un estado y otro.

Existe un curso preescolar, no obligatorio, al que acuden niños entre 4 y 5 años. A partir de los cinco años, se entra en la fase obligatoria de primaria con una duración de 6 años y secundaria, que dura otros 6 años. La edad mínima para abandonar los estudios en Australia son los 17 años, aunque en los dos territorios federales la edad se reduce a los 15 años.

Una vez finalizada la secundaria, el alumno obtiene el Certificado de Educación Secundaria Superior. Con ese certificado se puede acceder a la educación superior, que se divide en Vocational Education (VET) o educación superior (higher education). La primera de ellas es similar a lo que en España se denomina Formación Profesional, y está encaminada a la obtención de competencias muy enfocadas a la incorporación al mercado laboral.

Principales universidades e instituciones para estudiar en Australia

Australia cuenta con 39 universidades diferentes. La mayoría de ellas se ubica en la costa este, en las principales ciudades del país como Sydney, Melbourne o Adelaida, aunque también en Perth, en la costa oeste, se pueden encontrar numerosos campus e instituciones educativas de primer nivel.
Listamos a continuación las principales universidades del país clasificadas por estados:

New South Wales

  • Charles Sturt University
  • Macquarie University
  • Southern Cross University
  • The University of Newcastle
  • The University of New England
  • The University of New South Wales
  • The University of Sydney
  • University of Technology Sydney
  • Western Sydney University
  • University of Wollongong

Queensland

  • University of the Sunshine Coast
  • University of Southern Queensland
  • The University of Queensland
  • Queensland University of Technology
  • James Cook University
  • Griffith University
  • CQUniversity
  • Bond University

Victoria

  • Deakin University
  • Federation University Australia
  • La Trobe University
  • Monash University
  • RMIT University
  • Swinburne University of Technology
  • The University of Melbourne
  • Victoria University

Western Australia

  • Curtin University
  • Edith Cowan University
  • Murdoch University
  • The University of Notre Dame Australia
  • The University of Western Australia

South Australia

  • Flinders University
  • The University of Adelaide
  • University of South Australia

Tasmania

  • University of Tasmania

Australian Capital Territory

  • Australian National University
  • University of Canberra

Northern Territory

  • Charles Darwin University

Además de estas, perteneciente a todo el territorio nacional se encuentra la Australian Catholic University.

A través del siguiente pdf puedes acceder a un listado de todas las universidades con un perfil de cada una según los estudios que ofrece, sus características, su número de alumnos, su situación geográfica, etc. Incluye además un link a la página web oficial de cada universidad. Accede aquí al pdf con el listado completo de universidades de Australia.

Además de estas universidades públicas y privadas australianas, existen también otros centros que ofrecen educación superior enfocada a distintos campos como los negocios o el diseño. Algunos de ellos son:

Holmes Institute
Sae – Creative Media Institute
Kaplan Business School
APM College of Business and Communication
Billie Blue College of Design

¿Qué es el visado de estudiante para estudiar en Australia?

El visado es un documento obligatorio para poder entrar en Australia como estudiante. Existen numerosos tipos de visados, pero nos centramos en este caso en el que permite establecerse en el país para estudiar. Además del visado de estudiante general (denominado Student Visa Subclass 500), también se puede estudiar con el visado de turista, aunque la duración de este último es de solo tres meses.

Requisitos generales del visado de estudiante en Australia

El visado de estudiante puede solicitarse por Internet o de forma presencial en la embajada de Australia en España, que se encuentra en Madrid. Para obtener el visado de estudiante son necesarios los siguientes trámites:

  1. Estar matriculado en un curso en Australia
  2. Presentar la confirmación de la matrícula (llamada Confirmation of Enrolment) cuando el gobierno australiano la requiera
  3. Completar una solicitud 157A
  4. Entregar tres fotografías tipo DNI y una copia del pasaporte.
  5. Hasta el año 2015, si el curso tenía una duración de más de 3 meses, era necesario realizar un examen médico y radiológico. Actualmente, los exámenes médicos se reservan para casos excepcionales de los que el gobierno australiano informa a la hora de solicitar el visado.

Una de las ventajas es que con el visado de estudiante es posible trabajar en Australia hasta 20 horas a la semana.

También existe la opción de solicitar el visado de turista que permite asistir a cursos de menos de tres meses de duración y no permite trabajar en el país. Este visado se puede tramitar por Internet a través del apartado e-visa de la web www.immi.gov.au

También en este enlace se puede acceder a toda la información sobre los visados en la página web de la embajada australiana en España. Se recomienda gestionar la solicitud del visado aproximadamente seis semanas antes de desplazarse a Australia.

Duración y renovación del visado de estudiantes en Australia

El visado de estudiante permite permanecer en Australia durante todo el curso académico y hasta dos meses más después de haber finalizado el curso en el que el alumno se ha matriculado.

Si el curso académico dura más de diez meses y finaliza al final del año académico australiano (Noviembre-Diciembre), el visado servirá, por lo general, hasta el día 15 de Marzo del año siguiente. Si el curso dura más de diez meses pero finaliza entre Enero y Octubre, entonces el visado servirá para permanecer en el país hasta dos meses más desde que termina el curso. Por último, si el curso dura menos de diez meses, el visado permite la estancia durante un mes más desde el final del curso.

Por otro lado, si has realizado un curso universitario de duración igual o superior a 2 años, puedes optar a la llamada “Post Study Work Visa”, que te permitirá trabajar a tiempo completo durante los años siguientes.
El visado Post Study Work funciona de la siguiente manera:

  • Grados – 2 años de post study work visa
  • Masters – 2 o 3 años de post study work visa, dependiendo del tipo de estudios de máster
  • Doctorado – 3 años de post study work visa

Precio del visado de estudiantes en Australia

El precio del visado para estudiantes consta de un cargo fijo de 550$ y un cargo variable que para los mayores de 18 años es de 410$ y para los menores de 18 años es de 135$.

El precio del visado de turista para cualquier persona es de 135$.

Qué se puede estudiar en Australia?

Hablamos en este punto de los diferentes estudios que se pueden cursar en Australia. Son los siguientes:

Cursos de inglés en Australia

Australia es uno de los destinos más demandados para aprender inglés. La mayoría de estudiantes se concentran en ciudades como Sydney, Melbourne, Canberra, Brisbane o Adelaida para estudiar este idioma.

En ciudades como éstas existen academias y centros que imparten clases de inglés que se adaptan a los niveles y las demandas de los alumnos. Existen, por tanto, ofertas de diferentes tipos de inglés que se pueden estudiar de las que hablamos a continuación:

Por un lado, un inglés general, enfocado a mejorar las habilidades comunicativas y comprensivas en situaciones comunes para quienes quieren empezar a desenvolverse en Australia.

Existe también un inglés académico, orientado a los estudiantes universitarios para facilitarles la comprensión de las clases. En este sentido, según tus estudios puedes elegir un curso de inglés orientado a tu carrera con profesores especializados que se centrarán especialmente en el vocabulario técnico que sea específico para tus estudios.

Por ejemplo, los cursos de inglés enfocados hacia estudiantes de ingeniería se centran en terminología técnica sobre informática, matemáticas o diseño, mientras que para quien estudie un grado en Ciencias Ambientales, las clases de inglés se centrarán en vocabulario sobre biología, geografía o climatología. Se trata de cursos que se realizan en academias independientes de las universidades y que se denominan EAP (English for Academic Purposes).

Otros cursos relacionados con la enseñanza son los TESOL (Enseñanza de inglés para hablantes de otros idiomas) y el EfTC (Inglés para la enseñanza a niños). Están enfocados a quienes quieren convertirse en profesores de este idioma.

Otra de las ofertas de cursos de inglés son cursillos de corta duración (2 o 3 meses) que se combinan con actividades deportivas, culturales, etc. Estos cursos experimentan su temporada dorada en verano, cuando muchos estudiantes de países diferentes viajan a Australia.

Por último, existen cursos específicos de inglés para preparar exámenes oficiales como los de TOEFL, los de IELTS, los de Pearson o los de Cambridge.

En cuanto a las academias, en esta página de la organización English Australia (el organismo más importante en el sector del estudio del idioma inglés en el país) puedes encontrar todos los centros educativos que imparten cursos de inglés en Australia. En ella aparecen centros privados y públicos, dependientes de una universidad o independientes, grandes y pequeños, en el centro de las ciudades o en poblaciones más pequeñas. Todo adaptado para cualquier situación de los estudiantes.

Además, desde esa misma web puedes consultar los agentes afiliados que pueden ayudarte a encontrar el mejor centro según tus necesidades. En el caso de España, en nuestro país existen 16 agentes que trabajan con este organismo desde diferentes empresas.

Después de todo, ¿cuál es nuestra recomendación para estudiar inglés en Australia? Si lo que buscas, por encima de todo, es perfeccionar tus conocimientos con un curso de duración corta-media, lo mejor es que busques un centro que te ayude a preparar alguno de los exámenes oficiales como los que hemos mencionado antes. Estas certificaciones te servirán para miles de universidades y organismos en prácticamente cualquier lugar del mundo.

Pero si tu objetivo principal es otro, como estudiar una carrera o simplemente trabajar, lo recomendable es que te apuntes a alguna academia y enfoques el curso de inglés a tus necesidades en la vida diaria de Australia. Incluso si has conseguido un empleo puedes tener la suerte de que sea la propia empresa que te contrata la que te pague los cursos de idioma. Es una práctica habitual en Australia, sobre todo en las empresas grandes que quieren afianzar y formar a su personal.

Carreras Universitarias en Australia

Los cursos de Licenciaturas y Grados en Australia tienen una estructura similar a la española. Las universidades ofrecen estas titulaciones adaptadas para 3, 4 o 5 años de estudios. Para poder acceder a ellas se debe estar en posesión del Certificado de Educación Secundaria de Australia o el equivalente expedido en el extranjero. Sin embargo, al contrario que en España con la Selectividad, en Australia no existe una prueba general de acceso a la universidad.

Cada universidad valora individualmente a los alumnos y exige unos determinados requisitos para acceder a sus estudios. Por eso, los pasos que hay que seguir para estudiar en una universidad australiana son los siguientes:

Definir, antes que nada, qué tipo de estudios queremos cursar (la duración del curso y la temática), Los estudios que más alumnos cursan en Australia son, por este orden:

  1. Gerencia de negocios: lo que en España llamamos Administración y Dirección de Empresas. Una actividad en auge en un país tan desarrollado con miles de grandes empresas.
  2. Medicina: con un futuro prometedor gracias a la calidad del sistema médico australiano.
  3. Ingeniería: es otra de las carreras con más salidas debido al desarrollo tecnológico de Australia. La ingeniería informática y la naval son dos campos muy demandados.
  4. Odontología: sorprendentemente, en los últimos años, esta especialidad relacionada con la medicina se ha vuelto muy popular. Los dentistas australianos tienen una gran reputación, incluso en el campo internacional.
  5. Farmacia: especialmente enfocada a la investigación de nuevos medicamentos. Farmacia es una carrera difícil en Australia, pero con un futuro lleno de oportunidades.
  6. Derecho: un grado complicado para el que hace falta memoria de elefante, pero con buenas salidas tanto en el mundo privado de los abogados como en el sector público (jueces, fiscales, etc.)
  7. Educación: la formación de nuevos profesores es también una actividad en alza en Australia. Como en el caso de España, la carrera de magisterio se enfoca hacia las diferentes etapas educativas (infantil, primaria y secundaria) y también a la enseñanza de idiomas.

Cuando tengamos claro esto, el siguiente paso es buscar una universidad que ofrezca este tipo de estudios (puedes consultar el listado completo de universidades australianas más arriba).

Una vez tengamos decidido el tipo de estudios y la universidad, conviene pasar por el filtro de CRICOS. Este organismo oficial del gobierno australiano es el encargado de evaluar la legalidad y calidad de los estudios y las universidades australianas, por lo que a través de esta web puedes consultar si los estudios que has elegido cumplen con todos los estándares de calidad educativa.

Después de todo esto, habrá que centrarse en los características concretas de la universidad que hayamos elegido, teniendo en cuenta los siguientes aspectos:

  • Los requisitos específicos de ingreso (si exigen un nivel alto de inglés, el tipo de titulación que se debe tener, el número de plazas ofertadas, el tiempo de estancia en el país antes de cursar los estudios, etc.)
  • El contenido programático de los cursos seleccionados, la duración de los estudios y el título que se obtendrá.
  • El precio global de la matrícula (incluyendo tasas) y de los libros que sean necesarios para seguir el curso.
  • Los métodos de evaluación (exámenes presenciales, entrega de trabajos, prácticas, etc.)
  • La ubicación de la universidad, las condiciones de su campus (servicios que ofrece a los estudiantes internacionales) y la calidad de las instalaciones (bibliotecas, pistas deportivas, cafeterías y otros servicios)
  • La política de reembolsos de la universidad.

Este último punto es importante porque para reservar plazas en algunas universidades exigen el pago por adelantado de una parte del curso. Si al final el estudiante no inicia sus estudios, hay universidades que devuelven el importe total pagado y otras que sólo reembolsan una parte.

Una vez que hayamos elegido el tipo de curso, la universidad y estemos seguros de los requisitos que exigen, deberemos ponernos en contacto con la institución para solicitar el ingreso. Si la universidad nos acepta, nos enviará un documento de aceptación y un programa de inscripción.

Esos documentos serán los necesarios para solicitar también el visado de estudiante, demostrando que hemos sido aceptados por una universidad australiana.

Cursos de posgrado – masters en Australia

En cuanto a los cursos de posgrado y los másteres oficiales que se ofertan en Australia, los procedimientos para ingresar en una universidad son exactamente los mismos que en el caso de los grados. El requisito general es estar en posesión de un título universitario, generalmente relacionado con los contenidos del máster que se va a cursar.

Los posgrados, como en España, son el paso siguiente en la especialización de un universitario. Como ocurre en nuestro país, existen ofertas de estudios oficiales, lo que en España equivaldría a los Máster EEES (Espacio Europeo de Educación Superior), y también títulos propios. Los máster oficiales son reconocidos por todas las universidades australianas y también por cientos de universidades y organismos de todo el mundo. En el caso de los títulos propios, los reconocimientos no tienen por qué ser tan extensos a nivel internacional, ya que entra en juego el prestigio de la universidad y la calidad del curso.

Los posgrados más demandados en Australia tienen que ver con los sectores punteros del país, muy relacionados con las carreras más populares que hemos mencionado más arriba.

En el sector de la salud, las especialidades en anestesia, implantes protésicos u oftalmología son algunos de los másters con más demanda. En la rama de los negocios lo son las especialidades en Intenational Business, contabilidad y análisis financiero. Todas ellas son profesiones muy bien remuneradas. En cuanto a las ingenierías, la informática capitanea la demanda de este sector. Todo lo relacionado con la programación, la ciberseguridad o incluso el diseño informático aplicado a otras disciplinas como la construcción o los transportes son estudios de posgrado con una gran demanda.

Cursos técnicos en Australia

Los llamados cursos técnicos se imparten en universidades y otros centros educativos de Australia. Son los llamados cursos VET (Vocational Education Training) de capacitación técnica, muy similares a lo que en España se denomina Formación Profesional. Son estudios fundamentalmente prácticos, enfocados hacia una salida laboral muy concreta y que cuentan con bastante popularidad en el sistema educativo australiano.

Estos cursos tienen una duración mínima de tres meses y la ventaja es que suelen tener horarios muy flexibles por las mañanas, tardes o noches. Los VET están enfocados a campos como el márketing, la administración de empresas, la contabilidad, el diseño gráfico, la hostelería, la fotografía o los deportes.

Además de los VET existen otros cursos llamados TAFE (Technical and further education). Los TAFE se diferencian de los cursos VET en que son mucho más exigentes y están enfocados a otras áreas de formación como la ingeniería, la aeronáutica, la arquitectura, los servicios marítimos, el desarrollo tecnológico o el sector de la salud.

Los diplomas que se obtienen están clasificados según la duración del curso, que puede ir desde los tres meses hasta los dos años y medio. El hándicap es que para ambos casos es necesario contar con un nivel de inglés medio-alto demostrable antes de matricularse.

¿Qué títulos expiden las universidades de Australia?

Como mencionamos al comienzo, la estructura de los estudios universitarios en Australia se parece bastante a los estudios españoles. En el caso australiano, los títulos que expiden las universidades son los siguientes:

Bachelor Degree: Es el título universitario básico y tiene una duración mínima de tres años. Se corresponde al llamado Grado en el Espacio Europeo de Educación Superior que se estudia en España.

Associate Degree: Título de dos años de duración que incluye formación teórica y desarrollo de habilidades laborales. Se puede estudiar en universidades o centros VET.

Graduate Certificate y Graduate Diploma: diplomas de especialización que se pueden obtener cuando ya se está en posesión del Bachelor Degree. El “diploma” tiene una duración de un año, mientras que el “certificate” solo dura seis meses.

Master Degree: Estudio de posgrado de uno o dos años de duración que se realiza después de completar un Bachelor Degree. Tiene la misma categoría que los másteres oficiales que ofertan las universidades españolas.

Doctoral Degree: Es la máxima educación que imparten las universidades y se caracteriza por la labor de investigación y la presentación y defensa de una tesis, semejante al caso de los doctorados españoles.

Por supuesto, realizar cualquiera de estos estudios en las universidades australianas no sale barato. Australia es, en general, un país bastante caro y la educación no es una excepción. Sin embargo, el gobierno trata de hacer más accesible la educación superior con convocatorias de becas y ayudas económicas para los estudiantes.

Hablamos de ellas a continuación, en un apartado de vital importancia para cualquiera que se plantee estudiar en este país.

Becas para estudiar en Australia

Australia ofrece numerosas becas para estudiantes internacionales. Las concede el Gobierno Australiano, pero también las universidades y otras instituciones educativas tanto públicas como privadas. Todas las becas se deben solicitar poniéndose en contacto a través de internet con la institución que las otorga.

Existe un portal oficial del gobierno de Australia llamado Australia Awards. En él se pueden consultar todas las becas que ofrece el país para distintos tipos de actividades. Para los estudiantes internacionales, las becas de referencia son las llamadas Becas Endeavour, que se ofertan para estudiantes de máster y posgrado en Australia.

Los requisitos para optar a estas becas son: ser mayor de edad, estar en posesión de un título universitario, tener un alto nivel de inglés y ser residente en alguno de los países participantes, entre los que se encuentra España. A grandes rasgos estas becas incluyen los costes de viaje, seguro médico, los gastos de matrícula del curso y una dotación mensual de 3.000$ al mes durante la duración del curso.

Actualmente, la convocatoria de becas Edeavour para 2017 ya está cerrada y está pendiente que se abra una nueva convocatoria para 2018.

Otra de las opciones para disfrutar de una beca en Australia es el programa Erasmus Mundus. Esta opción del conocido programa de becas europeo Erasmus te permite viajar fuera de Europa para continuar tus estudios. En este enlace se puede obtener más información sobre el programa de Erasmus Mundus para Australia.

Por otro lado, también muchas universidades e instituciones educativas australianas ofrecen sus propios programas de becas y ayudas económicas para estudiantes internacionales. Listamos a continuación algunas de ellas:

Becas de la Universidad de Sydney
Becas de la Universidad de Newcastle
Becas de la Universidad de Melbourne
Becas de la Universidad Macquarie
Becas de la Universidad de Queensland

Convalidaciones de estudios en Australia

Como ocurre en España, cada universidad australiana tiene sus propios requisitos para aceptar convalidaciones de estudios en otras universidades. Por lo general, la mayoría de universidades reconocen todos los estudios cursados en las universidades de origen.

Existe, para ello, un sistema nacional de reconocimiento (llamado RPL, Recognition of Prior Learning) que es el encargado de evaluar los conocimientos que ha adquirido el alumno no solo en estudios previos, sino también a partir de su experiencia laboral. Después de ser analizado por esta comisión, el alumno puede ver convalidados parte o la totalidad de los estudios que ha cursado en su país.

Si lo que se desea es homologar títulos obtenidos en España, el alumno debe acudir a la página del Ministerio de Educación Australiano y seguir los pasos que marca este organismo. Para homologar un título universitario, la documentación que exija el gobierno australiano debe estar debidamente traducida y legalizada. La legalización (también llamada Apostilla) es un proceso que debe llevar a cabo el Ministerio de Educación y el Ministerio de Justicia de España para certificar la validez del título universitario y poder optar así a estudios en el extranjero. Visita este enlace para obtener más información sobre el proceso de legalización de títulos.

El estilo de vida de los estudiantes en Australia

Hablamos a continuación de algunos aspectos muy útiles para los estudiantes que están pensando en viajar a Australia.

El coste de la vida si estudias en Australia

Llegamos aquí a una de las grandes desventajas que tiene Australia: es un país bastante caro, aunque existen formas de comprar barato para evitar gastos superfluos. Aquí van algunos ejemplos de gastos habituales que pueden servir como referencia:

En Melbourne un billete sencillo cuesta unos 3’5$ y en Sídney unos 3’7$. Una barra de pan puede costar entre 2$ y 3$. Otros gastos como una pinta de cerveza pueden costar unos 7$-10$, un paquete de tabaco unos 15$ o un litro de gasolina entre 1,40$-1,50$. El coste del alquiler de una habitación individual puede oscilar entre 150$ y 300$. En la compra semanal pueden irse entre 70$ y 120$.

Hay que tener en cuenta que el salario mínimo en 2015 era de 2.812 dólares australianos, 1892€ mensuales al cambio.

En cuanto a lo que en España conocemos como IVA, el tipo de impuesto general aplicable es el 10%. Se aplica el tipo cero, entre otros, a la mayoría de los elementos básicos utilizados para el consumo habitual, la exportación de bienes y servicios relacionados, y a los servicios médicos y educativos.

Aunque las cifras parecen exageradamente altas, los estudiantes en Australia se las apañan para hacer que llegar a fin de mes sea más fácil. Compartir los gastos en una casa con otros estudiantes, utilizar los bonos de transporte público, o acogerse a los descuentos de estudiante en los cientos de lugares que los ofrecen (cines, tiendas, bibliotecas, piscinas, etc…) son algunas de las opciones que pueden ayudarte a ahorrar unos cuantos dólares cada semana.

Otro aspecto a tener en cuenta son las enormes distancias, tanto interiores como exteriores, y lo caro que resulta viajar. Desplazarse desde una ciudad como Perth a otra de la costa oriental puede costar unos 500$ en avión y todavía más caro (y también más lento) puede resultar hacerlo en tren.

Las tarifas de vuelo para ir o venir desde España son también caras. Hay algunas ofertas por menos de 1000€ pero la mayoría suelen estar en torno a los 1.500€ o incluso más.

El ocio. ¿Qué hacer con tu tiempo libre en Australia?

Los australianos tratan de aprovechar su ocio al máximo y valoran mucho que su trabajo les permita disponer de horas para su disfrute personal. Entre las actividades más populares que realizan en su tiempo libre están los deportes de todo tipo (actividades en la naturaleza, ciclismo, footing, tenis, fútbol, baloncesto, rugby, etc.), las actividades culturales y artísticas (como el cine, el teatro, la música y la ópera). Como en muchos otros países, en este tipo de actividades existen condiciones beneficiosas para los estudiantes. Desde descuentos en las entradas del teatro hasta ventajas a la hora de comprar libros con un carnet universitario.

Australia concede gran importancia a la formación cultural de los jóvenes y por ello promociona el acceso a la cultura en todos los ámbitos.

También el arte tiene una gran importancia para los australianos. De hecho, el Consejo Australiano para las Artes, un gran organismo dependiente del Gobierno Central, reparte cada año más de 160 millones de dólares en ayudas y subvenciones a actividades artísticas. Aproximadamente el 90% de los australianos acude a algún espectáculo cultural al menos una vez al año.

Como todas las grandes ciudades de países desarrollados, las grandes metrópolis australianas ofrecen una gran variedad de actividades sin salir de la ciudad: centros comerciales, parques de atracciones, centros deportivos, zoos, museos, paseos en bicicleta, cruceros de avistamiento de animales marinos, escalada, etc.

Y, por supuesto, las playas. En la zona del sureste del país, donde se concentran las principales urbes, la playa es un paraíso mimado por todos los australianos. En ellas se puede tomar el sol, bañarse, degustar la gastronomía local en los numerosos establecimientos que hay por toda la línea de costa, practicar todo tipo de deportes acuáticos como el surf o el esquí acuático.

Eso sí, visitar la playa en Australia no es una actividad libre de riesgos. En muchas de ellas, como en la famosa Bondi Beach de Sidney, se avisa de que pueden aparecer tiburones y se recomienda bañarse en las zonas entre banderas, que están protegidas por redes que impiden el paso de estos animales. También hay que tener en cuenta que las corrientes son cambiantes y mucho más agresivas que en las playas españolas, por lo que conviene seguir al pie de la letra las recomendaciones de las autoridades.

Para que no te pierdas nada una vez estés en Australia, hemos preparado una serie de guías de turismo, ocio, restaurantes, hoteles y otras actividades por si necesitas más información:

Guía completa de turismo en Sydney. Ocio, restaurantes, hoteles, pubs y lugares que visitar.
Guía completa de turismo en Melbourne. Ocio, restaurantes, hoteles, pubs y lugares que visitar.
Guía completa de turismo en Brisbane. Ocio, restaurantes, hoteles, pubs y lugares que visitar.

El idioma en Australia

Como hemos dicho, el inglés es el idioma oficial del país. Aunque no se trata de un inglés como el estadounidense o el británico puesto que tiene importantes cambios en la pronunciación a los que uno acaba acostumbrándose con la práctica. Quienes han visitado Australia afirman que, al principio, uno siente que el inglés que sabe no sirve para nada. El acento no tiene nada que ver con el inglés que conocemos en Europa pero, como decimos, es algo a lo que acabas acostumbrándote después de unos días de conversación con los australianos en diferentes situaciones.

Para poder establecerse y ganarse la vida en Australia es imprescindible tener un conocimiento suficiente de esta lengua, y para poder optar a los puestos cualificados es necesario demostrar un alto nivel de inglés mediante los exámenes de IELTS , el organismo encargado de acreditar el nivel de idioma de cada aspirante.

Otras lenguas cuentan también con importantes comunidades de hablantes, como el chino, el italiano o el griego. El castellano cuenta con una comunidad de más de 100.000 hablantes, que proceden fundamentalmente de América del Sur y en menor medida de España. Esto es una buena noticia para aquellos estudiantes que piensan que el idioma va a ser un obstáculo a su adaptación al nuevo país. Entre los hablantes de castellano hay comunidades organizadas que planean quedadas, ayudas para los nuevos estudiantes, grupos en redes sociales, barbacoas, etc.

Además, existen comunidades que todavía hablan las lenguas aborígenes que se hablaban antes de la colonización. Se conservan unas 70 de estas lenguas en todo el país, y todavía son la primera lengua para aproximadamente 50.000 personas.

El clima en Australia

Al encontrarse en el Hemisferio Sur, el invierno es entre junio y agosto mientras que el verano es de diciembre a febrero, algo muy a tener en cuenta si no te quieres morir de frío en Julio por haber viajado con la camiseta de tirantes, las chanclas y el bañador.

La temperatura media es de 26º, pudiendo alcanzar los 50º de máxima. El clima es más duro en la zona sur del país, con variaciones de temperatura más acusadas. Estamos hablando de una de las zonas del mundo con menores precipitaciones promedio anuales. Las precipitaciones tienen lugar durante todo el año en la zona del este (la de mayor concentración poblacional) mientras que en las zonas del sur y del interior los veranos son más secos y calurosos.

En las costas, el mar contribuye a suavizar los cambios de temperatura y es muy inusual que nieve, sobre todo en las grandes ciudades costeras.
Por todo ello, mucha gente se plantea viajar a Australia para realizar cursos de verano, evitando el frío invierno en España entre Diciembre y Febrero y aprovechando las buenas temperaturas de Australia en estos meses.

El gobierno Australiano

El país es una confederación de seis grandes estados (Nueva Gales del Sur, Queensland, Australia Meridional, Tasmania, Victoria y Australia Occidental) y dos territorios continentales menores (Territorio del Norte y Territorio de la Capital Australiana). Cada territorio tiene su propio parlamento y su gobierno autónomo, que dependen del Gobierno Federal Central.

Formalmente es una monarquía constitucional perteneciente a la Commonwealth, la asociación de 53 estados soberanos que antaño formaban parte de la corona británica. La monarca británica, Isabel II, es oficialmente la jefa del Estado aunque es representada por el gobernador general.

Australia se organiza en un sistema de gobierno parlamentario bicameral, con un Senado y una Cámara de Representantes. Existen tres partidos políticos principales, el Partido Liberal, el Partido Laborista y el Partido Nacional, así como otros partidos menores como los Verdes o los Demócratas Australianos. Actualmente, el primer ministro de Australia es Malcolm Turnbull que pertenece al partido liberal.

El gobierno de cada estado es el encargado de destinar los fondos para la educación de sus ciudadanos. En el caso de las universidades, tanto las públicas como las privadas reciben financiación estatal, algo que genera conflictos entre quienes defienden este sistema y quienes se oponen a que las privadas reciban dinero público.

Cultura y religión en Australia y su relación con la educación

Un país diverso en lo social como Australia posee también una gran diversidad religiosa. El censo más reciente sobre este aspecto, registrado en 2011, establecía que la religión predominante era el cristianismo, con un 60% de la población. A continuación, con porcentajes casi residuales en comparación con el cristianismo, el budismo (2,5%), el Islam (2,2%) y el hinduismo (1,3%). Con todo, más del 22% afirmaba que no profesaba ninguna religión.

Cabe destacar que la población australiana muestra una gran tolerancia con las diferentes religiones, y que las leyes son contrarias a prácticas religiosas que coarten la libertad o que obliguen a establecer diferencias políticas o civiles entre sexos.

También existe una gran aceptación de la libertad sexual del individuo, especialmente en las ciudades, donde se realizan habitualmente celebraciones por parte de las comunidades LGTB. Existen barrios, como la gran avenida Oxford St. en Sidney, donde se concentran especialmente las comunidades gays y lesbianas.

En lo relativo a la educación, las escuelas religiosas más importantes y numerosas son las cristianas. Existen varios organismos que gestionan la educación de esta confesión religiosa: el más importante es la Comisión Nacional de Educación Católica, que tiene delegaciones en cada estado.

Hay otros organismos como la Asociación Australiana de Escuelas Cristianas o la Asociación de Educación Luterana de Australia. Las cifras que aporta cada año la Comisión Nacional indican que uno de cada cinco alumnos recibe su educación en una escuela católica.
El funcionamiento y los valores de estas escuelas son similares a los que ofrecen las escuelas católicas españolas. El estudio de la religión tiene un peso mayor que en una escuela pública e incluso, en las escuelas más estrictas, existe la segregación entre niños y niñas en las clases.

Por lo general, en las escuelas públicas y universidades no suele haber problemas generados por las confesiones religiosas de los estudiantes. De hecho, en la mayoría de universidades del país hay alumnos de diferentes religiones, desde cristianos a musulmanes originarios de países como Bangladesh, India o Pakistán, pasando por budistas asiáticos o judíos.

Academias para estudiar Inglés en Australia

En Australia existen numerosas academias y empresas especializadas que ofrecen cursos de inglés. Listamos a continuación algunas de ellas:

Kells College, una academia española que ofrece cursos de inglés en Australia.

Kaplan International, cuenta con siete escuelas de inglés en todo el país.

Embassy English: cursos de todo tipo de inglés en cuatro puntos de Australia, Sydney, Melbourne, Brisbane y Surfers Paradise.

ESL: dispone de 14 academias para estudiar inglés repartidas por las principales ciudades de Australia

EF: es otra de las grandes empresas internacionales que ofrecen cursos de inglés en este país, en Brisbane y Sydney.

LAE (Latino Australian Education): también ofrece cursos de inglés en las diferentes academias que tiene repartidas por el territorio australiano.

Linguland: cursos de inglés de duración standard o intensivos para preparar exámenes oficiales.

Browns: centros para estudiar inglés en Brisbane y Gold Coast.

Eurolang: en Australia ofrece cursos de inglés en las ciudades de Sydney, Brisbane y Melbourne.

La ventaja de todas estas academias y empresas es que además de impartir cursos de inglés se encargan de buscar alojamiento y manutención para los estudiantes. Muchas de ellas organizan también encuentros con otros estudiantes y actividades de ocio.

Estudiar con hijos o familia en Australia

Australia también ofrece facilidades para quienes quieren estudiar en el país y tienen a su cargo hijos o viajan en familia. Los costes para inscribir a los niños en la escuela varían muchísimo dependiendo del estado en el que vivas y también según las escuelas a los que los inscribas.

También hay variaciones en las ayudas que reciben los estudiantes por matricular a sus hijos en un colegio australiano. Por ejemplo, el estado de Queensland ofrece descuentos y exenciones de pago en los colegios si los padres son estudiantes en alguna institución australiana, mientras que en otros territorios como Tasmania es muy difícil poder optar a alguna de estas ventajas económicas.

Pero es un caso excepcional. Por lo general, los descuentos para hijos de estudiantes son accesibles en todos los estados australianos, ya que el gobierno pretende facilitar la agrupación familiar de los estudiantes internacionales que se instalan en el país.

Otra de las opciones para que los más pequeños puedan estudiar en Australia son los colegios privados. Son mucho más caros que los públicos, pero como en el caso de España ofrecen promociones y sobre todo no suelen tener listas de espera que sí puedes encontrar en los colegios públicos.

Si te interesa la opción de la educación privada, el Independent Schools Council of Australia es el organismo que agrupa a los diferentes centros de educación privada de Australia. Cuentan con 1091 escuelas y más de 586.800 estudiantes, el 16% del total de la matrícula escolar en Australia.

Estudiar y trabajar en Australia

Ya hemos hecho mención a la “facilidad” con la que un estudiante puede encontrar un empleo que complemente su formación académica. No se trata de que en Australia haya trabajo en todas las esquinas o te regalen un puesto simplemente por ser estudiante. Para encontrar un empleo relativamente estable hace falta llamar a muchas puertas, perder tiempo, tratar de hacer contactos y, por supuesto, mostrar el máximo interés en cada entrevista.

La ventaja es que la administración australiana ofrece bastantes facilidades para que los estudiantes trabajen a la vez que estudian. La mayoría de centros educativos tiene oficinas que ayudan a los estudiantes, desde la preparación del currículum hasta agencias de colocación que buscan ofertas adecuadas para cada persona. El visado de estudiante permite trabajar hasta 20 horas a la semana y trabajar sin límites durante los periodos de vacaciones.

Para quienes estudian másteres de investigación y doctorados, que generalmente no tienen clases presenciales, el visado les permite trabajar a tiempo completo.

Razones por las que estudiar en Australia

Si has llegado hasta aquí ya habrás descubierto que Australia es un gran destino para los estudiantes. Su destacable Índice de Desarrollo Humano pone de manifiesto su alta calidad de vida y algunos organismos internacionales como la OCDE aseguran que Australia reúne los mejores estándares de vida, incluyendo empleo, salud, medio ambiente, educación o compatibilidad entre trabajo y ocio.

La implicación del Gobierno en la regulación del mercado laboral enfocado a los estudiantes es otra de las razones por las que viajar a Australia. Existen organismos de búsqueda activa de empleo así como programas de ayudas y becas o trabajos en prácticas. Las empresas también se muestran interesadas en dinamizar el mercado de trabajo, ya que buscan a los mejores candidatos.

La diversidad cultural en el sistema educativo es otro de los puntos fuertes del país. Aproximadamente el 10% de los estudiantes de las universidades australianas son extranjeros. Llegan atraídos por el reconocimiento internacional que tienen los centros educativos y ayudados por los programas de becas que ofrece la administración.

Otra de las razonas por las que elegir Australia es porque no te sentirás solo. Existen en prácticamente todas las ciudades amplias comunidades de hispanohablantes, formadas por españoles y latinoamericanos. Por ejemplo, en Sidney, Melbourne o Brisbane hay comunidades de hispanos que organizan eventos para la comunidad hispanohablante, cursos, quedadas, jornadas deportivas, etc.

El estilo de vida el país favorece la conciliación laboral y familiar, algo a tener muy en cuenta ya que permite una gran libertad para practicar deportes, estar con la familia, salir con los amigos o acudir a actividades culturales y recreativas.

Por último, otra de las grandes razones que ya hemos apuntado al comienzo es que Australia está considerado como uno de los países más seguros del mundo. Tiene una bajísima tasa de criminalidad.

Razones por las que no estudiar en Australia

Viajar a Australia para estudiar también tiene algunos inconvenientes. El primero de ellos es, obviamente, la enorme distancia a la que se encuentra de España. Es fácil que un vuelo pueda tardar entre 24 y 30 horas según la ruta que se elija, e incluso más en caso de que escojamos una ruta con escalas en otros países (que generalmente abaratan un poco el precio del billete)

Esta enorme distancia con nuestro país (y el elevado precio de los billetes) hará que no resulte sencillo volver a España con frecuencia para visitar a la familia, los amigos, etc. Dificultará hacer viajes express para asistir, por ejemplo, a grandes celebraciones o al entierro de un familiar.

Además de las distancias exteriores, hay que tener en cuenta que las distancias en Australia son también enormes, por lo que conviene estudiar a conciencia en qué zona deseas instalarte y a qué distancia quedan las principales ciudades en el caso de que necesites realizar algún trámite en ellas, como por ejemplo asistir a la Embajada de España en Canberra. En este sentido, la ciudad peor situada es Perth, en la costa oeste de Australia, situada a unos 4000 kilómetros de Sidney.

Otro de los inconvenientes es la diferencia horaria que dificultará la comunicación con España. Dependiendo de la zona en la que nos situemos, la diferencia puede estar entre 8 y 10 horas.

Seguros para estudiantes en Australia

Todas las personas que llegan a Australia con un visado de estudiante deben contar con un seguro de salud obligatorio llamado OSHC (Overseas Student Health Cover) que ofrece coberturas médicas, farmacéuticas (hasta 300$ al año en medicamentos) y hospitalarias (estancia en hospitales públicos, traslado en ambulancia, etc).

Es necesario contratar este seguro antes de llegar a Australia, incluso aunque ya cuentes con la cobertura de un seguro privado.

El seguro OSHC debe tener la misma validez que tu visado (no solo para la duración del curso). Existe la opción de pagarlo por tu cuenta o que sea la institución en la que vas a estudiar quien lo pague.

El gobierno australiano tiene un convenio con cinco aseguradoras y solo a través de ellas se puede contratar este seguro. Las aseguradoras son Ahm OSHC, Bupa, Nib OSHC, Medibank y Allianz.

El precio orientativo del seguro OSHC para una persona adulta se encuentra entre los 37 y los 47 dólares australianos mensuales. La excepción la aporta Allianz, cuyo precio es de casi 100$ al mes.

Comparativa de precios de los seguros de salud en Australia
Comparativa de precios de los seguros de salud en Australia

Además del seguro médico, es recomendable contar con otros seguros que ofrezcan coberturas adicionales para otro tipo de riesgos. Los más recomendables son los seguros de viajes (para cancelaciones en los vuelos, pérdidas de equipajes, etc.), seguros de hogar (que cubran reparaciones, daños o robos) o seguros para tus bienes más valiosos como el ordenador con el que estudias habitualmente o el vehículo con el que te desplazas por Australia.

Enlaces importantes que son interesantes para estudiar en Australia

Listamos a continuación una serie de enlaces importantes para obtener toda la información para estudiar en Australia:

Página web del Gobierno Australiano
Página Web del Departamento de Inmigración y Protección de Fronteras (a través de la cual pueden solicitarse los visados)
Página web del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte de España (para trámites, becas, etc.)
Study in Australia, web del Gobierno Australiano con información sobre todos los trámites para estudiar en este país.
Página web de la Embajada de Australia en Madrid
Página web de la Embajada Española en Canberra

Conclusiones

Como ves, Australia es un país de contrastes. Es uno de los lugares que mayor calidad de vida ofrece a sus habitantes, pero llegar allí y adaptarse a una nueva etapa tan lejos de casa no resulta sencillo, al menos al principio.

Emigrar a Australia con garantías requiere un alto nivel de inglés, unos ahorros que te permitan arrancar allí una nueva vida con cierto desahogo económico y la renuncia a todo lo que queda en España (familia, amigos, vivienda, etc.) al menos por largas temporadas. Unos requisitos que no todo el mundo puede cumplir pero que abren la puerta a nuevas oportunidades y a una nueva sociedad diversa e integradora.

En definitiva, cada persona tiene su propia historia y sus propias motivaciones. Lo fundamental es comprender que emigrar a Australia para estudiar durante largos periodos no es sólo cambiar de aires temporalmente, sino cambiar de vida por completo.  Para ello, esta guía sobre si es seguro viajar a Australia puede ayudarte a decidirte, así como este apartado con las últimas noticias sobre la seguridad en Australia, con las que podrás hacerte una idea de la situación general del país antes de lanzarte a la aventura.

Piensa que muchos estudiantes acaban alargando su estancia allí gracias a un empleo o simplemente para conocer más a fondo el país. ¡Y es que Australia engancha!

No podemos acabar sin solicitar tu ayuda. Si has vivido o vives en Australia y consideras que falta algo de información en este artículo ¡déjanos un comentario y lo añadiremos sin problema! Y si eres de los que están pensando en viajar, no lo dudes, pregunta para que otros usuarios puedan ayudarte a resolver tus cuestiones. ¡Entre todos podemos facilitarnos las cosas!

Deja un comentario